Un pleno de última hora con inversiones por más de 600.000 euros enciende el debate en Nigrán

El PP propone un servicio circular de transporte público en Mos

Por otra parte, el secretario socialista José Ramón Gómez Besteiro participó ayer en un mitin en Mos para apoyar la candidatura de Alfonso Parada.

La convocatoria de un último pleno extraordinario en Nigrán para el viernes, a poco menos de una semana de la jornada electoral, ha calentado la campaña. Además de la aprobación definitiva de la ordenanza reguladora por abastecimiento de agua y saneamiento, el gobierno local llevará a ese pleno la inversión de más de 600.000 euros procedentes del remanente de tesorería para nuevas actuaciones. El gobierno local defiende su urgencia argumentado que «mejorarán espacios e infraestructuras municipales». «Unas actuaciones fundamentales, que se proponen tras la aprobación de la liquidación presupuestaria y la aprobación del remanente de tesorería de 1,3 millones de euros para gastos generales», explicó el alcalde, Alberto Valverde. Tanto el edil de Hacienda, Alberto García, como el regidor señalaron que «es ahora cuando Nigrán cumple los requisitos imprescindibles, cumplir con el período medio de pago a proveedores y estabilidad presupuestaria». Entre ellas, 510.947 euros para acondicionar el pabellón municipal y otras partidas para una zona verde entre la Avenida Pablo Iglesias y Mestra Emérita, el asfaltado de Camiño das Laxes, en Chandebrito, la ejecución de pluviales en el Camiño do Tombo, en Panxón, y el cambio de cobertura del Centro Antena. «No son actuaciones electoralistas, son los informes los que dicen que ahora sí se dan las circunstancias, igual luego ya no se puede hacer», insiste el edil de Hacienda, Alberto García.

Otro de los puntos que genera polémica es la aprobación del uso del remanente de Tesorería para el pago de dos facturas, una de ellas a un abogado por defender al Concello en una demanda por el derribo de dos chalés en Monte Lourido. La factura ya se abonó. Pero el PP dice que son procesos que se iniciaron en épocas del PSOE.

Los socialistas advierten, por su parte, que consultarán con la junta electoral hoy mismo sobre la legalidad del pleno a siete días de las elecciones. «Esto es hacer política de campaña electoral, poco ético. Es un pleno innecesario y no tiene justificación», sostiene el portavoz socialista, Juan González. El concejal sostiene que «algunas de las actuaciones contempladas son justas y deben hacerse pero es el gobierno que salga de las urnas el que debe decidir sobre las mismas». Sobre la factura del letrado, González dice que, «no se debió aceptar esa factura tan compleja».

Fuente: La Voz De Galicia