«Ojalá esto fuese un sueño, mamá»

Cientos de ciclistas pidieron ayer seguridad en las carreteras y homenajearon en O Rosal al ciclista que perdió la vida tras ser arrollado por un conductor en marzo

La portavoz de la familia agradeció a todos el apoyo recibido. «Hace días que mi pequeño me dijo: ?ojalá esto fuese un sueño, mamá?, pero como no lo es agradecemos todas la muestras de cariño», manifestó a la multitud que cortó la carretera durante unos minutos, bajo un dispositivo de seguridad de la Guardia Civil de Tráfico, policías locales, Protección Civil y 061. Las distintas asociaciones de ciclistas que convocaron el acto quisieron también que sirviera para reivindicar una mayor seguridad en las carreteras. Algo se está moviendo ya tras el trágico accidente. La Xunta anunció que revisará el carril bici para eliminar los bordillos de hormigón que pueden constituir una trampa para los usuarios que van a pedales. «Que la muerte de Ñito sirva para que quien decida que la bicicleta le haga más libre, la imprudencia y temeridad de otros no le corten las alas», fue el deseo de la familia expresado ayer.

Fuente: La Voz De Galicia