Los accesos a Porto do Molle finalizan sus obras

 Las zonas de acceso a Porto do Molle y al IES Val Miñor cuentan con varias mejoras para el tránsito de peatones. El Concello de Nigrán concluyó esta misma semana las obras de mejora en las calles Gándara y Ponte Muíña, que supusieron una inversión total de 220.000 euros. Así, las zonas cercanas al polígono industrial, muy transitadas por los viandantes, cuentan con un nuevo pavimento, iluminación (inexistente en la calle Gándara), mejoras en el saneamiento, así como renovadas señalizaciones y una cebreado peatonal pintado y delimitado longitudinalmente.
n»Se trata de dos calles fundamentales para el acceso a Porto do Molle y se encontraban en un pésimo estado, con un firme completamente deteriorado y sin protecciones efectivas para los peatones, por lo que esta obra era prioritaria para mejorar la seguridad vial», aseguró el alcalde de la localidad, Juan González. 
nNinguna de estas dos calles contaba con aceras o delimitaciones específicas para loas peatones, principalmente, jóvenes de la localidad que se dirigen hacia el instituto de Nigrán. Así, en estas calles se habilitaron sendas peatonales con cebreado y topes que dan continuidad a las aceras en el entorno que da acceso al parque empresarial. La parada de autobús del centro educativo también quedó marcada con señalizaciones horizontales. 
n Fuente: Atlántico