La Xunta rechaza la gratuidad de la AG-57 y la califica «de las más baratas de España»

2019 tampoco será el año de la liberación del peaje de la AG-57. Así se deduce del comunicado oficial que emitió ayer la Consellería de Infraestruturas e Mobilidade a raíz de las declaraciones de los alcaldes de Baiona, Nigrán y Gondomar, que arremeten contra la nueva subida de tarifas del inicio del ejercicio y exigen una vez más la gratuidad sin descartar la convocatoria de movilizaciones ciudadanas para lograrla. El departamento de la Xunta recuerda a los regidores que la Autoestrada do Val Miñor "é unha das máis baratas de España" y les pide "que sumen esforzos para conseguir descontos na AP-9".

La Xunta señala en su respuesta a los alcaldes miñoranos que el incremento de precios de la AG-57 en cinco céntimos "só afecta a 4 tramos", concretamente los Vigo-Baiona y Vigo-Nigrán de la Autoestrada do Val Miñor, que cuestan ya 1,70 y 1,15 euros, respectivamente; y los intercomarcales que unen A Ramallosa con Baiona, que alcanza los 0,70 euros, y el que va de Nigrán a Baiona, que se sitúa en 1,15.

Descuentos en viajes

"Esta suba puntual correspóndese coa suba do IPC e, en todo caso, é moi inferior á aplicada na AP-9, que despois de subir o pasado mes de outubro nun 2% volve subir en xaneiro máis dun 3,5%, o supón que, en apenas dous meses, esta autoestrada experimentou unha suba da peaxe de case o 6%", destacan fuentes de la consellería de Ethel Vázquez, que inciden además en que "a Xunta está a aplicar descontos de ata o 50% nas viaxes de volta e comenzaranse a aplicar este ano bonificacións en horarios nocturnos da metade da peaxe".

Las mismas fuentes hacen hincapié en que el incremento de precios de la AP-9 "non é só consecuencia do IPC, coma no caso das autoestradas autonómicas, senón que é o resultado de que un goberno socialista decidiu pagar con esas subas as obras de ampliación da autoestrada en Rande e Santiago".

Discriminación a Galicia

"Os galegos non poden entender que o Ministerio de Fomento anuncie descontos e a liberación de peaxes noutras autoestradas de España e na AP-9 estean a darse estas subas continuadas. E nesa reivindicación pedimos aos alcaldes do Val Miñor que se sumen ao traballo que está a facer a Xunta para conseguir descontos na AP-9. Cómpre que os rexedores do Val Miñor defendan conxuntamente coa Xunta que o Ministerio de Fomento adopte medidas para acabar coa discriminación a Galicia", recalcan desde el departamento autonómica.

Tras sumar las incrementadas tarifas de unas y otras autopistas, el viaje de Baiona a A Coruña alcanza ya los 18,10 euros, mientras que desplazarse a Madrid desde la villa real -el triple de kilómetros- se queda en 14,20.

Hace más de una década que los sucesivos gobiernos de los concellos miñoranos abogan por liberar el peaje de la AG-57, que cumplirá en mayo 18 años abierta. La vieja reivindicación se intensificó hace un año, cuando el Gobierno de España había anunciado la gratuidad del tramo Redondela-Vigo, que todavía no se ha hecho efectivo. Los regidores actuales consideran "un agravio comparativo" que los vecinos de Baiona, Nigrán y Gondomar sigan pagando por desplazarse a la ciudad olívica por autopista si los de Redondela pueden hacerlo gratis, mientras que los de O Morrazo llevan también años haciéndolo. Lamentan además que la subida no solo afecte al trayecto de conexión con la urbe, sino también a las comunicaciones dentro de la comarca, que los miñoranos y visitantes utilizan para evitar los frecuentes atascos de A Ramallosa.

n Fuente: Faro De Vigo