Nigrán busca otro «leiraparking» en el centro

El aparcamiento gratuito ubicado en pleno centro urbano de Nigrán tiene los días contados y el gobierno municipal busca una alternativa para que vecinos y visitantes dispongan de un lugar, también a coste cero, donde dejar sus vehículos a la hora de realizar sus gestiones o recados en la Administración local, bancos o comercios. Por el momento, dispone de una oferta, la del dueño de una finca ubicada en el Camiño da Torriña, a pocos metros del Concello. Pero la ley del contratos del sector público obliga al Ayuntamiento a poner en marcha una oferta pública para que cualquier particular del entorno pueda proponer su propiedad en igualdad de condiciones. Así lo explicó ayer el alcalde en funciones, Juan González, quien confía en cerrar el asunto en breve siguiendo las recomendaciones del secretario municipal.

Hace cerca de seis años que el "leiraparking" gratuito de la Rúa Vilameán está abierto. El anterior regidor, el popular Alberto Valverde, llegó a un acuerdo con la propiedad de la finca para disponer del terreno, de 6.000 metros cuadrados y con capacidad para unos 300 vehículos, sin ningún coste para las arcas públicas hasta que se desarrollase la urbanización allí prevista.

Falta poco para que eso ocurra. El proyecto de la urbanización de cuarenta viviendas pareadas previstas en el terreno se encuentra ya a exposición pública. En cuanto ese proceso termine, el Concello estará en condiciones de otorgarle la licencia y las obras podrían arrancar en cuestión de dos meses, según los cálculos del regidor.

Fórmulas legales

González espera disponer ya en ese momento de la parcela alternativa para evitar molestias a los vecinos a la hora de encontrar espacio para aparcar en las principales calles del entramado urbano. Para ello, los técnicos municipales estudian la fórmula adecuada para la utilización de la finca, que puede ser mediante la firma de un convenio con el titular o a través de un contrato de alquiler. "Estamos estudando a cuestión e vendo as opcións que tomaron noutros concellos da contorna para ultimar o tema, pero tamén temos que ter en conta que pode haber outros propietarios interesados. A prioridade é que os veciños non queden sen este servizo que aforra tempo e diñeiro á hora de achegarse ao centro para calquera xestión", explica.

Las gestiones del gobierno municipal en busca de espacios de aparcamiento se extienden también a otro de sus puntos de mayor concentración de vehículos: las playas. González asegura trabajar en la búsqueda de alternativas de estacionamiento para los bañistas, aunque la escasez de terrenos libres en el entorno costero dificulta la cuestión.

El cierre de la conocida como finca de Mario Puentes al paso de vehículos en 2015 restó 500 plazas a Praia América, que el Concello suplió el pasado verano con 360: 80 en la parcela ubicada inmediatamente detrás, en el barrio de Area Alta, y otras 280 en el campo de fútbol de Lourido.

n Fuente: Faro De Vigo