Baiona se marca la meta de los 15.000 habitantes para el 2030

Un Plan Estratégico, integral y a largo plazo. Esta es la principal meta que se marca el socialista Carlos Gómez, que cumple 100 días al frente del tripartito formado con Nós y BNG, y que les permitirá un aumento en la población de la villa de 3.000 habitantes, o lo que es lo mismo, traspasar la cifra mágica de los 15.000 vecinos censados de cara al 2030. Gómez adelantó que la carta de ruta para los próximos 10 o 15 años se irá configurando poco a poco «contando con nuestro equipo y con la totalidad de los vecinos». Se trata de un proyecto a largo plazo que les permitirá configurar «la Baiona del futuro» y en la que conjugarán los principales elementos dinamizadores del municipio como el turismo, el comercio, viviendas, infraestructuras o formación, entre otros. 
nA bote pronto y pasados los 100 días tras la toma de investidura del alcalde socialista, Gómez explicó que el primer «bache» con el que se encontraron fue el relativo a las  partidas, pero también los problemas legales arrastrados con el personal del consistorio y que por el momento les impiden ampliar la plantilla, por ejemplo, de trabajadores de limpieza. «A día 15 de junio no encontramos con el 61% de los presupuestos agotados, teniendo en cuenta el gasto que supone llevar adelante el calendario de actividades estivales, con lo que está claro que tenemos que cambiar el anterior modelo de gestión», explicó. Por otra parte el cabeza visible del tripartito se comprometió a solucionar los problemas que giran en torno a la RPT y el convenio colectivo, que lleva dos décadas obsoleto. En esta línea el regidor se puso como tope 2020 para solucionar dicha problemática «y zanjar de esta manera un conflicto histórico».
nPese a que dado el contexto en el que se encuentran el nuevo equipo de gobierno adoptó una política continuista, el regidor quiso dejar claro que «las prioridades del anterior equipo son muy diferentes a las nuestras». Y así lo demostraron en la renuncia de varios de los proyectos encauzados por los populares, como por ejemplo el área de Workout ubicado en la avenida Playa Ladeira o el parque situado delante de la conocida como «Casa Rosa» alegando motivos de mantenimiento y seguridad. En esta línea el alcalde explicó que se centrarán en las parroquias «tanto en su mantenimiento cotidiano con en su planteamiento al largo plazo» y añadió que dichos núcleos serán incluidos también en su Plan Estratégico de cara al 2030. 
n Fuente: Atlántico