Una placa recuerda el lugar donde fueron sepultados los muertos de «A volta dos nove»

Diez años después de encargarla, el Instituto de Estudios Miñorans pudo colocar la placa con los nombres de los nueve miñoranos muertos en la madrugada del 15 de octubre de 1936 en la curva de A Bombardeira, en Baredo, conocida desde entonces como "A volta dos nove".

Modesto Fernández Rodríguez, Elías Alejandro Gonda, Alonso Manuel, Francisco Lijó Pérez, Manuel Barbosa Durán, José Rodríguez González, Felicísimo Antonio Pérez Pérez, Generoso Valverde Iglesias, Manuel Aballe Domínguez y Fidel Leyenda Rodríguez, cuentan desde ayer con una placa, cedida polo escultor Fernando Casás, en el lugar donde fueron enterrados tras ser asesinadas estas nueve personas.

El gobierno popular presidido por el exalcalde Jesús Vázquez Almuiña había prohibido la colocación en 2009, al entender que los cuerpos ya no estaban en ese lugar, y la coalición PSOE-BNG-Nós ha autorizado su instalación.

El acto contó con la presencia de los alcalde de Baiona y Nigrán, así como numerosos vecinos y familiares de los fallecidos y los músicos Lucía César Veloso y Manolo Dopico, interpretaron canciones relacionadas con la memoria histórica.

"Non buscamos a polémica, só entendemos que houbo nove asasinatos e hai que recordalos e conmemoralos onde ten que ser", explicó el alcalde de Baiona, Carlos Gómez Prado. La lápida de piedra rinde honores a los miñoranos asesinados en venganza por la muerte de un falangista en Sabarís junto a la fosa común del camposanto, donde los testimonios vecinales apuntan a que fueron enterrados. Arqueólogos del IEM la excavaron en el verano de 2009 pero no los encontraron.

n Fuente: Faro De Vigo