Un retén de voluntarios llevará comida, libros y medicamentos a vecinos solos en Nigrán

Ningún nigranés sin las necesidades básicas cubiertas, las físicas y las culturales. E incluso las emocionales. El Concello de Nigrán puso en marcha ayer un grupo de voluntarios para resolver cualquier problema de logística a aquellas personas con movilidad reducida o sin posibilidad de salir de casa. Concejales del gobierno municipal y residentes en el municipio suman la docena de integrantes de este retén que se dedicará a realizar toda clase de recados.

El estado de alarma decretado el viernes impide estar en la calle si no es para comprar alimentos o medicamentos y las personas mayores, dependientes o padres sin relevo para quedarse con los niños tiran de familiares o amigos para surtirse de lo más esencial. ¿Qué ocurre con aquellos que no disponen de ninguna ayuda externa? Son el objetivo de este grupo, que se coordinará desde la Alcaldía y que se desplazará en vehículos de la flota municipal.

Los vecinos que necesiten de su colaboración solo tienen que marcar el 986 3839 39 de 9.00 a 14.00 para pedir algún alimento o producto de droguería o farmacia. El encargado o encargada del suministro tomará todas las precauciones indicadas por las autoridades sanitarias: mascarilla, guantes, lavado de manos y distancia de seguridad. Sus integrantes acudirán a los hogares que lo precisen debidamente identificados y bajo la supervisión de las autoridades competentes. Es importante, destacan desde el gobierno local, el control exhaustivo de la gente que presta este tipo de servicios para evitar la picaresca. "Las buenas intenciones no son suficientes en estos casos", explicó el alcalde, Juan González, ante la proliferación de grupos de apoyo en la comarca a través de Whatsapp.

Para cubrir aquellas necesidades que tengan que ver con las inquietudes culturales o con la mera intención de matar el aburrimiento en estos días de reclusión, la "cuadrilla" municipal de reparto también se encargará de llevar libros, revistas o DVD de la biblioteca municipal a los vecinos en situación más vulnerable. La sala de lectura permanece cerrada ante las indicaciones del Gobierno, pero desde ayer ofrece atención telefónica en el 986 383979, de 10.00 a 12.00, precisamente para realizar los pedidos de material.

"Sabemos que hay gente que no tiene la suerte de tener familiares cerca y desde el gobierno trataremos de paliar las necesidades básicas. No sabemos si vamos a atender a cien personas o a dos, pero conque haya una que lo precise habrá valido la pena.Queremos estar al lado de todos los vecinos, no físicamente en este caso pero sí emocionalmente. Que sientan que hay alguien pendiente de ellos", explicó el alcalde.

Este servicio a domicilio forma parte de un paquete de medidas excepcionales que el gobierno municipal aprobó ayer, entre las que destaca la reserva de una partida de 10.000 euros para cualquier contingencia que pueda surgir durante la crisis sanitaria y el estado de alarma.

El equipo socialista acordó asimismo cerrar por completo las oficinas municipales. Los funcionarios trabajarán desde casa y para ello el Concello ha comprado seis ordenadores portátiles y otros tantos router. Se atenderá únicamente con cita previa, que debe solicitarse llamando al 986 365000 o al número 986 383288, habilitado para la ocasión, o a través del mail info@nigran.org .

n Fuente: Faro De Vigo